viernes, marzo 1, 2024

Factbox: Principales gasoductos de importación de China

China importa gas natural en sus dos formas: en forma líquida, en forma de gas natural licuado (GNL) y en forma gaseosa a través de gasoductos de larga distancia desde tres fuentes: Asia central, predominantemente Turkmenistán, además de Rusia y Myanmar.

El año pasado, China importó 63,4 millones de toneladas de gas natural licuado (GNL) recibidas en buques especializados. Las importaciones totales de GNL cubrieron el 41 % de la demanda china.

Adicional a las importaciones de GNL, los volúmenes de gas recibidos a través de gasoductos totalizaron 45,8 millones de toneladas en 2022, cubriendo el 17% de la demanda de gas de China.

El resto del gas de China se obtuvo en el país.

ASIA CENTRAL

Desde 2008, China ha instalado tres líneas troncales a un costo combinado estimado de más de USD 14 mil millones, conectando los campos de gas en Turkmenistán con la frontera con la región noroccidental china de Xinjiang.

Las líneas A y B comienzan en la frontera de Turkmenistán y Uzbekistán y cruzan Kazajstán antes de ingresar a China en la ciudad fronteriza de Khorgos. Cada uno abarca 1.833 kilómetros (1.138,97 millas) y juntos pueden transportar 30.000 millones de metros cúbicos (bcm) de gas al año.

La línea C, paralela a A y B, comenzó a bombear gas a China en 2014 con una capacidad anual diseñada de 25 bcm, aunque la línea ha estado operando por debajo de su capacidad debido al retraso de la infraestructura de gasoductos nacionales.

Un alto ejecutivo de CNPC dijo a los medios chinos en 2017 que China debería haber recuperado la inversión de las tres líneas en 7,5 años si operaba a toda velocidad.

LÍNEA D

La más nueva, la Línea D, comienza en el gigantesco campo Galkynysh de Turkmenistán, uno de los campos de gas más grandes del mundo con reservas que superan los 21 billones de metros cúbicos.

La línea, que sería la primera en cruzar también Uzbekistán y Kirguistán y Tayikistán, tendría una longitud de 966 km con una capacidad de carga anual de 30 bcm. Los países firmaron acuerdos preliminares con China en 2013/14.

En septiembre de 2014, el presidente chino, Xi Jinping, asistió a una ceremonia en Dushanbe, capital de Tayikistán, que marcó el inicio de la construcción de la línea D, informó entonces el medio estatal People’s Daily.

Sin embargo, el proyecto ha tardado en llegar debido a las complejas negociaciones de precios entre China y Turkmenistán, los desafíos técnicos en el desarrollo del campo de Galkynysh y las dificultades para tender los oleoductos a través de los terrenos montañosos.

PODER DE SIBERIA 1

El gigante del gas ruso Gazprom comenzó a entregar gas a China a fines de 2019 a través del proyecto Power of Siberia de 3,000 km que une los campos siberianos con el noreste de China. Los suministros alcanzaron los 16 bcm el año pasado con planes de aumentar hasta alcanzar los 38 bcm para 2025.

El gasoducto es parte de un acuerdo de USD 400 mil millones de 30 años firmado en 2014, un acuerdo histórico que marcó la diversificación de las exportaciones de Moscú lejos de su principal cliente Europa.

PROYECTO SAKHALIN DEL LEJANO ORIENTE

En febrero de 2022, durante la visita del presidente ruso, Vladimir Putin, a Beijing, China acordó importar gas desde la isla rusa de Sajalín, en el Lejano Oriente, a través de un nuevo gasoducto a través del mar de Japón hacia el noreste de China, con entregas que alcanzarían los 10 bcm al año alrededor de 2026.

Poder de Siberia 2

Para compensar el ahora desaparecido gasoducto Nord Stream 1 que une Rusia con Alemania, Putin comenzó en septiembre pasado a revivir Power of Siberia 2, que se propuso por primera vez hace años.

El gasoducto propuesto de 2.600 km traería 50 bcm de gas de las enormes reservas de la península de Yamal en el oeste de Siberia. Gazprom comenzó un estudio de factibilidad sobre el proyecto en 2020 y el viceprimer ministro de Rusia, Alexander Novak, dijo a fines de marzo que Moscú tenía como objetivo firmar contratos este año.

PROYECTO MYANMAR-YUNNAN

El gasoducto Myanmar-China de 793 km, que une la isla Ramree en la costa occidental de Myanmar con la ciudad fronteriza china Ruili en la provincia suroccidental de Yunnan, comenzó a operar en 2013. Está diseñado para transportar 12 bcm al año.

Alrededor del 20% de los suministros de gas están reservados para el mercado local de Myanmar.

Pero debido a la baja producción de los campos de gas en alta mar de Myanmar, el gasoducto ha estado funcionando por debajo de su capacidad durante años, con entregas a China en 2022 a 3,8 bcm según las aduanas chinas.

Fuente: Reuters

GNL GLOBAL

Compartir este Artículo

Artículos Relacionados

spot_img

Noticias Recientes